¡¡¡Gracias!!! Sólo puedo empezar este comunicado con una simple palabra pero que a la vez significa muchísimo.

Gracias a toda la familia que forma el Xerez Club Deportivo, desde el presidente de la Asociación Xerecista, Juanmi Becerra (que ha intentado que todo sea más fácil) pasando por toda la directiva (mención especial a Manolo Tristán por el trato excepcional hacia mi persona), a nuestro presidente de honor, Rafa Verdú, que nos ha acompañado a todos los partidos y es un ejemplo a seguir para todos nosotros.

Al cuerpo técnico, donde Vicente, desde hace ya muchos años, ha sido la persona que más ha luchado por que estuviera aquí y me ha tratado como un hijo futbolístico desde que era alevin del Xerez CD. El cariño que me daban cada día Barragán y Eli no había dinero para pagarlo en el mundo, Lupe y Ribelles siempre pendiente de nosotros las 24 h y con la mejor de sus sonrisas, Víctor y Matarratas que se matan para que todo esté perfecto pero lo mejor que tienen es el grandísimo ambiente que crean en el vestuario, y al departamento de prensa encabezado por José Manuel que hace que el club siga siendo de Primera División a nivel de redes sociales, televisión y hacen que le llegue a todo el mundo que el Xerez sigue muy vivo.

También a ese cuerpo técnico y jugadores de Afición Xerecista (XerezB) en el que me han dejado trabajar con ellos y estoy segurísimo que he aprendido yo más de ellos que ellos de mí. Esas ganas y esa ilusión que les ponen a las cosas simplemente por la pasión al fútbol.

Y, sobre todo, el diamante en bruto que es este vestuario. Creo sinceramente que es lo mejor que tiene este Xerez Club Deportivo. Con tantísimos problemas que hay y el vestuario sigue creyendo, compitiendo y, sobre todo, siguen siendo una familia. ¡¡Mis compañeros son los mejores!!

Gracias a todos los aficionados que hizo lo posible por ir a vernos jugar, sea en La Barca, Torrecera o donde fuera. Gracias a vosotros, este tiempo, aún sabiendo todos los problemas que hemos llegado a tener, ha sido especial.

No sabéis lo que significaba para mí llegar el domingo y ponerme la azulina. Es una cosa que no puedo explicar. Lo he vivido a la máxima intensidad, tanto en lo bueno como en lo malo. Os pude dejar mejor o peor sensación, tendréis la duda si seré mejor o peor futbolista, pero lo que os puedo asegurar es que me he matado y me he desvivido por este escudo en cada entreno y cada partido. Ha sido una decisión muy difícil, os lo prometo, y desde el primer día he querido estar aquí y lo he intentado de todas las maneras, pero por suerte y por desgracia, vivo de esto y creo que lo mejor para el club y para mi era esto.
Enormemente agradecido al Caudal por la confianza que puso en mi. Seguro que muchos xerecistas estarán más pendiente del Caudal de aquí en adelante. Sabéis que en Asturias hay un xerecista más y que desde la lejanía os estaré apoyando y mandando fuerza para conseguir el objetivo.

Con esto termino, lo siento si me olvide de alguien en concreto. Simplemente, después de todo, dar las gracias a cada uno de los que formáis la familia del Xerez Club Deportivo porque gracias a ustedes me habéis hecho disfrutar del fútbol como hace tiempo que no lo hacía ??

David Polaco